CONSÍGUELOS EN AMAZON

martes, 2 de marzo de 2010

"Yo declaro que nos hacemos ricos y millonarios en el nombre de Jesús" "Que nuestras cuentas se llenan de dinero de manera milagrosa" -dicen ellos.

*
La avaricia se define como:

"descontento con lo que se tiene para ir en pos de la codicia. Avidez de riquezas."

Es ese deseo de poseer cosas que no necesitamos para alcanzar una vida de placeres.

Dios nos advierte sobre esto:

Y les dijo: Mirad, y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee. -Jesus (Lucas 12:15)

Sean vuestras costumbres sin avaricia, contentos con lo que tenéis ahora; porque él dijo: No te desampararé, ni te dejaré. (Hebreos 13:5)

Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras, y aun negarán al Señor que los rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina.Y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la verdad será blasfemado, y por avaricia harán mercadería de vosotros con palabras fingidas. Sobre los tales ya de largo tiempo la condenación no se tarda, y su perdición no se duerme.(II Pedro 2:1-3)

Lamentablemente tenemos millares de púlpitos que con el pretexto de "buscar la prosperidad" han intercambiado su mensaje con un materialismo anticristiano. Han cambiado a Cristo quien es nuestra tierra prometida y han colocado en su lugar el deseo de ser millonarios a lo que llaman "bendición".

Vea el tema:

La palabra que no te gusta pero que debes atender

*