APROVECHA LOS ESPECIALES DE ESTA SEMANA EN TODOS NUESTROS EBOOKS EN AMAZON

lunes, 9 de abril de 2012

PAN SIN LEVADURA

El pan sin levadura era parte de una de las fiestas de los mandamientos de Dios para los sacerdotes y para el pueblo de Dios en el Antiguo Testamento. Dice:

"Siete días comeréis panes sin levadura; y así el primer día haréis que no haya levadura en vuestras casas; porque cualquiera que comiere leudado desde el primer día hasta el séptimo, será cortado de Israel." (Éxodo 12:15; 12:17; 23:15; Dt. 16:8; 11 Crónica 8:13)


En el Antiguo Testamento encontramos las sombras y tipos que vendrían a cumplirse en la obra redentora de Cristo y la iglesia. Los PANES SIN LEVADURA son tipo tanto de los mandamientos íntegros dados por Dios así como la obediencia a la santidad del evangelio. Parte de esas sombras y tipos lo era el PAN SIN LEVADURA. Jesucristo mismo se identificó como el PAN QUE DESCENDIO DEL CIELO. Probablemente haciendo referencia a aquel suceso histórico cuando los israelitas iban por el desierto y casi perecían de hambre y sed y Dios hizo el milagro de hacer descender pan del cielo para alimentarlos y darles vida.

"Nuestros padres comieron el maná en el desierto, como está escrito: Pan del cielo les dio a comer. Y Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: No os dio Moisés el pan del cielo, mas mi Padre os da el verdadero pan del cielo. Porque el pan de Dios es aquel que descendió del cielo y da vida al mundo. Le dijeron: Señor, danos siempre este pan. Jesús les dijo: Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed jamás." (Juan 6:31-35)

"De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí, tiene vida eterna. Yo soy el pan de vida. Vuestros padres comieron el maná en el desierto, y murieron. Este es el pan que desciende del cielo, para que el que de él come, no muera. Yo soy el pan vivo que descendió del cielo; si alguno comiere de este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo daré es mi carne, la cual yo daré por la vida del mundo. Entonces los judíos contendían entre sí, diciendo: ¿Cómo puede éste darnos a comer su carne? Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Si no coméis la carne del Hijo del Hombre, y bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros. El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna; y yo le resucitaré en el día postrero. Porque mi carne es verdadera comida, y mi sangre es verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre, en mí permanece, y yo en él. Como me envió el Padre viviente, y yo vivo por el Padre, asimismo el que me come, él también vivirá por mí. Este es el pan que descendió del cielo; no como vuestros padres comieron el maná, y murieron; el que come de este pan, vivirá eternamente." (Juan 6:47-58)

El evangelio mismo viene a ser el pan de Dios cuando se sigue la sana doctrina. La doctrina dada por Cristo se encuentra en la Biblia considerándose todo aquello que se aparta de dicha doctrina como "pan leudado". La voluntad de Dios para el hombre es que pueda recibir a Cristo y el guardar su Palabra de forma íntegra y apartada de añadiduras dañinas que tuercen lo que está escrito para ir por caminos diferentes.

¿Por qué Dios hace énfasis de importancia sobre el PAN SIN LEVADURA?

Dios advierte y hace especificaciones para que la gente coma del pan sin levadura por el simple hecho de las intenciones malignas del enemigo de envenenar a los hombres con toda clase de falsas doctrinas. El PAN SIN LEVADURA es tipo de la buena Palabra de Dios dada a los hombres. Es tipo de los fundamentos doctrinales, de las verdades que sostienen la fe. Cualquiera que tuerce la Biblia y lo que en ella está escrito, se convierte en pan leudado, contaminado y opuesto a Dios.

De cierto se oye que hay entre vosotros fornicación, y tal fornicación cual ni aun se nombra entre los gentiles; tanto que alguno tiene la mujer de su padre. Y vosotros estáis envanecidos. ¿No debierais más bien haberos lamentado, para que fuese quitado de en medio de vosotros el que cometió tal acción? Ciertamente yo, como ausente en cuerpo, pero presente en espíritu, ya como presente he juzgado al que tal cosa ha hecho. En el nombre de nuestro Señor Jesucristo, reunidos vosotros y mi espíritu, con el poder de nuestro Señor Jesucristo, el tal sea entregado a Satanás para destrucción de la carne, a fin de que el espíritu sea salvo en el día del Señor Jesús. No es buena vuestra jactancia. ¿No sabéis que un poco de levadura leuda toda la masa? Limpiaos, pues, de la vieja levadura, para que seáis nueva masa, sin levadura como sois; porque nuestra pascua, que es Cristo, ya fue sacrificada por nosotros. Así que celebremos la fiesta, no con la vieja levadura, ni con la levadura de malicia y de maldad, sino con panes sin levadura, de sinceridad y de verdad. Os he escrito por carta, que no os juntéis con los fornicarios; no absolutamente con los fornicarios de este mundo, o con los avaros, o con los ladrones, o con los idólatras; pues en tal caso os sería necesario salir del mundo. Más bien os escribí que no os juntéis con ninguno que, llamándose hermano, fuere fornicario, o avaro, o idólatra, o maldiciente, o borracho, o ladrón; con el tal ni aun comáis. Porque ¿qué razón tendría yo para juzgar a los que están fuera? ¿No juzgáis vosotros a los que están dentro? Porque a los que están fuera, Dios juzgará. Quitad, pues, a ese perverso de entre vosotros. (I Corintios 5)

Vemos que el apóstol identifica a los pecadores dentro de la iglesia como aquellos que son panes leudados. Se refiere a aquellos quienes conociendo la verdad del evangelio persisten en vidas contaminadas, prácticas bochornosas, violación de los mandamientos de Dios, no permiten que la nueva vida dada por Dios fluya en ellos, no permiten que Dios los santifique y con todo y eso se empeñan en ser considerados parte de la grey de Dios. El apóstol sólo mencionó algunos de estos pecados que son levadura contaminada, pero hay muchos otros pecados como: herejías, blasfemias, apostasía, falsas interpretaciones de la Biblia, falsas visiones, y toda clase de espectáculo carnal que tuerce y orienta el evangelio hacia propósitos vanos, materiales o errados.


¿Qué pan te sirven? ¿Sigues la doctrina de Cristo o sigues doctrinas de hombres que no concuerdan con la integridad bíblica?

"desead, como niños recién nacidos, la leche espiritual no adulterada, para que por ella crezcáis para salvación" (II Pedro 2:2)


"Cualquiera que se extravía, y no persevera en la doctrina de Cristo, no tiene a Dios; el que persevera en la doctrina de Cristo, ése sí tiene al Padre y al Hijo." (II Juan 1:9)


“Huye también de las pasiones juveniles, y sigue la justicia, la fe, el amor y la paz, con los que de corazón limpio invocan al Señor.” (II Timoteo 2:22)


Según dice Éxodo 12:15, ¿Cuál fue el destino de los que comieron pan leudado en el tiempo de la fiesta de los panes sin levadura en el Antiguo Testamento? ¿Cuál será el destino de los que se convierten en pan leudado en el tiempo de la gracia? (Vea I Corintios 5)


¿Puedes indentificar algunas prácticas modernas que no poseen base bíblica y que la gente las sigue como cosa positiva?