CONSÍGUELOS EN AMAZON

domingo, 11 de diciembre de 2011

Honrad al Hijo

.
Dale la honra a Jesucristo y no a los ídolos de oro, plata, yeso y madera. "Honrad al Hijo, para que no se enoje, y perezcáis en el camino; pues se inflama de pronto su ira. Bienaventurados todos los que en él confían." (Salmo 2:12) "Los ídolos de ellos son plata y oro, obra de manos de hombres. Tienen boca, mas no hablan; tienen ojos, mas no ven; orejas tienen, mas no oyen; tienen narices, mas no huelen; manos tienen, mas no palpan; tienen pies, mas no andan; no hablan con su garganta. Semejantes a ellos son los que los hacen, y cualquiera que confía en ellos." (Salmo 115:4-8)